Tanto el proceso de escariado como de mandrinado permiten lograr una correcta precisión en piezas mecánicas. Por eso, se suelen usar máquinas que hacen esta labor. Por ejemplo, en fabricación de partes de automóvil, piezas con interiores especiales, etc…

Muchos de estos trabajos reciben el término de “fresado o torneado”. Son de gran utilidad para eliminar excesos de material de piezas diseñadas con diversas funciones.

Por lo general, estos trabajos se hacen en motores, bombas, así como en diseños mecánicos de precisión.

Primero que nada: qué se entiende por mandrinado

Muchas veces la gente pregunta es: qué es el mandrinado. Ocurre que esta acción muchas veces se confunde con el escariado, lo cual es un error. Por eso, vamos a indicar de manera breve la diferencia entre ambos conceptos:

  • El mandrinado: es una operación efectuada en agujeros de piezas para lograr mayor precisión. También para mejorar la superficie de estos mecanizados. Es decir, se efectúa sobre agujeros sin apoyarse en sus centros .
  • El escariado: consiste en un proceso mecanizado de arranque de virutas, con una hta, diseñada con la medida final, que se adapta al agujero previo.

Como es de suponerse, ambos trabajos antes descritos implican maquinarias diferentes. Por eso, es necesario saber las diferencias entre ambos conceptos.

Los sistemas ZX y su gran efectividad en estos trabajos

Esta gama de herramientas permite usar dos ejes relativamente simples y realizar muchas operaciones de mecanizado. ¿Cuál es su mayor ventaja? Que se convierte el movimiento lineal en movimiento radial.

Además, son herramientas que permiten cambios de piezas de manera rápida y fácil. Gracias a esto, se logra una perfecta repetición de la pieza, así como incrementar la cantidad y calidad de la producción en serie. Para ello, se hacen operaciones con:

  • Mandrinado
  • Roscado
  • Mecanizado cónico
  • Chaflanado de taladros.
  • Mecanizado de radios.

No cabe duda que estos sistemas ZX son de incuestionable utilidad. No obstante, necesitan de ciertos requisitos para un correcto desempeño.

¿A qué nos referimos? A ciertas consideraciones técnicas. Al respecto, damos más información en la siguiente sección de este post

Requisitos de los sistemas ZX para un correcto funcionamiento

Primero que nada, se necesita de una fresadora mandrinadora. La idea es utilizar “la caña” de la máquina para generar un movimiento radial en nuestro cabezal ZX.

¿Qué se logra con lo antes descrito? La intención es desencadenar un movimiento de corte radial, lo cual permite un exacto control del diámetro. A esto se agrega que estas herramientas requieren un eje paralelo Z que controla la ubicación del mecanizado para incrementar la precisión.

Lo antes indicado implica entender cómo funciona el mandrinado.  Se trata de una labor esencial en muchos diseños mecánicos. Programando eje Z y eje U (caña) conseguimos perfiles como chaflanados o redondeos.

Si se cumple con los requerimientos de los sistemas ZX, se logra un mandrinado y mecanizado bien logrados. Esto redunda en piezas que cumplen con estándares altos de calidad en el mercado, lo cual es deseado por cualquier fabricante.

CONTACTA CON NOSOTROS

Explícanos tu caso, te podemos ayudar a reducir tus costes

Share This