La reparación de maquinaria portátil es una tarea de mantenimiento que se debe llevar a cabo en cualquier industria. Esto no se puede tomar a la ligera, ya que las máquinas con las que se trabaja en dichas empresas dependen de su mantenimiento y si estas no funcionan, la productividad se puede venir abajo. En este artículo vamos a contarte todo lo que debes saber sobre este tema.

Reparación de maquinaria portátil dentro de la industria

El mantenimiento de la maquinaria es algo de vital importancia para cualquier empresa que se dedica a la producción y manufacturación de productos. Estas dependen en gran medida de las máquinas que usan sus trabajadores para llevar sus tareas a cabo.

Estas máquinas suelen ser aparatos complejos, compuestos de muchos elementos y no son precisamente baratas. Por ello es muy conveniente que se les aplique el debido mantenimiento, puesto que un mal funcionamiento puede tener consecuencias nefastas para la empresa.

La falta de reparación de maquinaria portátil puede hacer que las máquinas no funcionen al ritmo de producción al que deberían trabajar, lo que acarrea atrasos en la producción y una disminución bastante apreciable de la calidad de los productos que se llevan a cabo en dichas máquinas. Y esta es una de las cosas menos graves que pueden pasarte.

Un mal mantenimiento o la ausencia de este pueden desembocar en una disminución muy significativa de la vida útil de los aparatos. Esto implicaría una pérdida por partida doble de la inversión, ya que, por un lado, no se llegaría a recuperar lo invertido en ellas y, por otro, habría que volver a realizar otra inversión en maquinaria nueva.

Un ejemplo de correcto mantenimiento es cambiar elementos de la máquina en los tiempos correctos (como filtros, correas, aceites…) y para ello es necesaria una correcta calibración de las llaves dinamométricas con las que trabajes.

Mantenimiento preventivo: ¿en qué consiste?

El mantenimiento preventivo es la realización de una serie de pautas necesarias para asegurar que las máquinas llevan un funcionamiento correcto, reduciendo las paradas imprevistas y las averías.

En cuanto a los tipos de mantenimiento que existen, podemos establecer diferencia entre dos tipos: el mantenimiento correctivo y el mantenimiento predictivo.

Si hablamos del primer tipo, consiste en reparar las averías una vez que han aparecido. El inconveniente más grave que tiene este tipo de mantenimiento es que la maquinaria estará parada durante el tiempo que se esté arreglando. Evitar al cien por cien todas las averías es imposible, pero es mejor intentar usar este tipo de sistema lo mínimo posible.

Por otra parte tenemos el mantenimiento preventivo. Este consiste en intentar evitar que surjan averías. Este sistema mejora la producción, ya que evita las paradas que se producen cuando las máquinas sufren averías. Su inconveniente es ser más caro, ya que se usan más recursos al cambiar los elementos de los aparatos más frecuentemente por otros nuevos, aunque a la larga siempre es mejor.

La reparación de maquinaria portátil es algo necesario en la industria; si tienes cualquier duda, llámanos y en Arsam te la resolveremos.

imagen

Share This